lunes, agosto 01, 2011

Cerrado por vacaciones.

De haber llegado por fin el momento de desconectar, lo haría en un lugar en el que uno pudiera perderse entre nuraghi e imaginarse pastor o guerrero de una época lejana en la que ya los hombres sangraban por sinrazones; un lugar donde uno pudiese sentarse en la montura del diablo y cabalgar sobre aguas turquesas del Mediterráneo, y a su espalda su estela cercenara edades y corrientes para morir delicadamente, escorando veleros de una flota fenicia; donde uno pudiera poner a prueba su paladar comiendo fregula, deleitándose con un plato de culurgiones rellenos con queso y menta fresca, de suppa cuata o de favata; donde uno pudiese sumirse en el atardecer con un buen cannonau y una tabla de quesos locales. Hoy he venido a dar un poco de envidia, porque ese momento ha llegado: nos leemos a la vuelta de Cerdeña.


3 comentarios:

Cristina "Whiskey shots and Cheap Cigarettes" dijo...

Pásalo bien! y saca fotos :D
Quizá puedas visitar una excavación famosa del Oreopithecus, que vivió en Cerdeña

Leralion dijo...

¡Es verdad! En Hominización todos esos taxa del mioceno eran una maraña confusa, jejeje. Traeré fotos. ¡Gracias Cristina!

Sufur dijo...

Buon viaggio!